Ella tiene 15 años y él tiene 18 – ¿pueden ser novios? | Diocese of Lansing

Ella tiene 15 años y él tiene 18 – ¿pueden ser novios?

P: Nuestra hija de 15 años está interesada en un muchacho de 18 años que también está interesado en ella. Estoy un poco preocupado por la diferencia de edades – ¿Cuál sería una diferencia adecuada?

R: Si su hija hubiese conocido a su amigo dentro de diez años, la diferencia de edades entre ellos hubiese sido insignificante, pero en la adolescencia, tres años es bastante.

Supervisando las actividades. Su hija y su amigo están en diferentes niveles de desarrollo. Él está a punto de entrar en el mundo adulto, ya sea en la Universidad, en el ejército o en un trabajo de tiempo completo. Aunque sus padres seguirán desempeñando un papel clave en materia de asesoramiento y apoyo, él va a regular su propio comportamiento diariamente. Su hija, por el contrario, todavía necesita tener sus decisiones y actividades supervisadas. Los adolescentes a veces se preguntan por qué los padres tienen que supervisarlos: "¿A caso no confías en mí?" Aunque confiamos en nuestros adolescentes, todavía es importante asegurarnos de que las opciones que toman son positivas. Cuando se trata de las actividades de su hija, usted tiene que saber dónde ella tiene planes de estar y que otras personas estarán allí. Si una amistad tiene una fiesta, es importante saber si un padre estará ahí, también. Las reglas familiares sobre diferentes situaciones y las consecuencias por romper las reglas deben ser claras. Este tipo de monitoreo o supervisión de los padres podrá parecer sofocante a alguien que está aprendiendo a ser una adulto joven independiente, pero es exactamente lo que una persona de quince años necesita.

Opciones de relación. ¿Cuáles son las expectativas que su hija y su amigo tienen respecto a su relación? Escuche a su hija mientras explora sus sentimientos. ¿Son parte de un grupo de adolescentes que comparten los mismos intereses? Que les guste estar juntos en este tipo de actividades es diferente a un anhelo por pasar tiempo a solas juntos. ¿El joven se siente cómodo de venir a su casa y compartir una comida con la familia? O ¿él trata de que ella se aleje de sus padres y hermanos? Considere cómo se conocieron, también. ¿Han estado disfrutando de su mutua compañía en la escuela secundaria porque estuvieron ambos en la banda? ¿Son miembros del personal del anuario escolar o el grupo de jóvenes de la iglesia? O ¿se conocieron en el centro comercial cuando ella estaba comprando y notaron una atracción física? Tome en cuenta la profundidad de su relación también.

Ore por sabiduría al guiar a sus hijos: “Abre su boca con sabiduría, y hay enseñanza de bondad en su lengua”. (Proverbios 31:26)


La Dra. Cathleen McGreal es una profesora de psicología y directora espiritual certificada.

parish staff directory

Catholic Event Finder

Mobile Directory

Mass Times

FAITH Magazine

Outreach Mass